martes, 8 de diciembre de 2015

INMACULADA CONCEPCIÓN: Fe, fiesta y tradición.


Cuentan los abuelos que allá en tiempos del virreinato y hasta principios del siglo XX la fiesta de la Inmaculada Concepción formaba parte importante de las tradiciones de la ciudad de Lima, marcaba el comienzo de la temporada navideña que se prolongaba hasta el mes de febrero, final de la fiesta de la Virgen de la Candelaria.

La tradición oral nos dice que en el salón principal de la casa se colocaba un altar en el cual se entronizaba la imagen de la Inmaculada Concepción, todos en la quinta o vecindario acudían para participar de los días de novena y rezo del rosario en honor a la reina del cielo. Cuando llegaba el día central, 08 de diciembre, vestían todos sus mejores galas y en parejas formaban fila para danzar al ritmo de la música de moda, marineras, zamacuecas, festejos y minués, una vez ante la Virgen realizaban profundas reverencias para después pasar al compartir que se componía de ricos y suculentos potajes de la culinaria limeña. 

Estampas de Pancho Fierro

Con la Fiesta de la Inmaculada se daba inicio a la temporada navideña, se bajaba a la virgen del trono para dar paso al armado del pesebre o nacimiento.


No hay comentarios.:

Publicar un comentario